fbpx
Saltar al contenido

Guía para crear un emprendimiento desde cero

    Guía sobre emprendimiento

    El emprendimiento es uno de los caminos más emocionantes que puedes elegir. Te permite crear una idea de negocio innovadora: un producto o servicio, y trabajar en resolver una problemática. 

    Tomar la decisión de emprender es un paso muy importante que puede confundir si no se hace de la manera correcta. Por esta razón, en The Investor U escribimos este artículo para enseñarte lo que debes saber para poner en marcha tu emprendimiento y transformar tu idea en un negocio. 

    Sigue leyendo y aprende sobre las nociones generales del emprendimiento, tipos, las etapas que implica desarrollar uno y nuestros consejos financieros para que no descuides este aspecto tan valioso. Todo lo que necesitas para aprender a emprender

    ¿Qué es un emprendimiento? 

    Un emprendimiento es un negocio o proyecto que busca resolver necesidades de personas o empresas. Esto es posible gracias a la creación de soluciones innovadoras y creativas.

    Del mismo modo, una de sus misiones es generar  ingresos suficientes para sustentar su actividad. Por lo tanto, un emprendimiento ofrece servicios o productos y los vende implementando un modelo de negocios.

    Más adelante, te explicaré más sobre qué es un modelo de negocios y cómo ir de la idea a la implementación en un emprendimiento.

    Ventajas de ser un emprendedor 

    Emprender tiene un gran número de ventajas personales y profesionales, pues a través de este proceso te enfrentarás a retos que te dejarán con un aprendizaje invaluable.

    Aquí tienes en detalle algunas de las ventajas de tener un espíritu emprendedor: 

    • Puedes desarrollar una idea innovadora: una de las ventajas más relevantes es que puedes darle paso a tu creatividad y observar las problemáticas o necesidades de las personas desde otro punto de vista, con el fin de encontrar soluciones únicas o con enfoques distintos. 
    • Trabajas en algo que te apasiona: independientemente de la industria a la que te quieras dedicar o el problema que abordes, emprender te permite trabajar en lo que más te apasiona; por lo tanto, estarás motivado y concentrado en mejorar continuamente. 
    • Resuelves un problema actual: uno de los objetivos más nobles del emprendimiento es el de servirle a la sociedad, clientes o personas; esto quiere decir que el enfoque de tu emprendimiento debe estar centrado en ofrecer un servicio o producto que resuelva un problema importante. La satisfacción de aportar con algo positivo al mundo será otro de tus motores para trabajar. 
    • Aprendizaje constante y abundante: desde el desarrollo de la idea hasta su implementación, el proceso para crear un emprendimiento será retador. Sin embargo, al sobrepasar cada una de las etapas aprenderás sobre distintos aspectos como marketing, finanzas, impuestos, diseño, operación, etc.  
    • Serás tu propio jefe: estar a cargo de un emprendimiento conlleva una gran responsabilidad, no obstante, la libertad de trabajar bajo tus términos te dará oportunidad de probar maneras flexibles e innovadoras en tu proyecto. 

    ¿Qué te han parecido estas ventajas? Como bien te he mencionado, emprender es un reto que requiere de esfuerzo y dedicación. Pero no te preocupes, si tu intención está más enfocada en encontrar otras maneras de incrementar tus ingresos, puedes considerar otras opciones. 

    En el diplomado de Inversión en la Bolsa de Valores que tenemos en The Investor U aprenderás a crear un portafolio diversificado y más herramientas para incrementar tu capital. 

    Sigue leyendo para conocer los tipos de emprendimiento que existen y las etapas que deberás seguir para desarrollar el tuyo. 

    Tipos de emprendimiento 

    Existen emprendimientos que de acuerdo a su misión o enfoque pueden clasificarse en distintos tipos, algunos de los más conocidos son: 

    Social

    Un emprendimiento de este tipo tiene como objetivo resolver una problemática social como puede ser la desigualdad, pobreza, educación o temáticas ambientales. 

    Sin embargo, a diferencia de las organizaciones no gubernamentales que viven de las donaciones, un emprendimiento social tiene como objetivo adicional tener la capacidad económica para sustentar su actividad a través de la comercialización de un servicio o producto.  

    Tecnológico

    Un emprendimiento tecnológico es el que basa la mayor parte de su actividad y operación con relación a la creación (o utilización) de softwares, aplicaciones móviles, herramientas de automatización o inteligencia artificial. 

    Negocio pequeño

    Es aquel que por sus características posee una estructura formada por pocos integrantes, máximo diez personas (el número de personas puede variar de acuerdo a las clasificaciones de negocios en cada país). No obstante, su intención es la de generar un impacto importante a través de su actividad. 

    Escalable

    Es un tipo de emprendimiento que tiene posibilidades de expandirse en el mercado y de crecer exponencialmente de manera acelerada. Esto quiere decir que, en cortos periodos de tiempo, puede duplicar o triplicar sus ingresos y el alcance de su operación.

    Generalmente, son negocios que se enfocan en un gran número de personas y atienden problemáticas o necesidades que afectan a la mayoría de la población. 

    Físico

    Un emprendimiento físico es aquel que depende de un establecimiento o tienda ubicada en algún lugar. Del mismo modo, cuenta con un producto físico que pasa por un proceso de fabricación para ser producido.

    Su objetivo es el de vender sus productos en una tienda, brindar atención personalizada y resolver necesidades locales.

    Digital

    Este tipo de emprendimiento no cuenta con sitio físico para operar y realiza la venta de sus productos o prestación de sus servicios a través de una tienda electrónica, también conocida como e-commerce. 

    Al momento de emprender un negocio puede que inicies con una idea que se enfoque principalmente en alguno de estos tipos; pero mientras desarrollas tu proyecto puedes implementar otras características, por lo tanto, tu emprendimiento puede clasificarse en más de uno de los tipos que mencioné

    Etapas del emprendimiento 

    Aprender las nociones básicas del emprendimiento implica que conozcas las etapas a seguir para desarrollarlo:

    Ideación del emprendimiento

    Todo emprendimiento nace de una idea. Puede ser una solución que se te ocurrió de pronto para un problema o alguna manera innovadora de cubrir las necesidades de las personas.

    Lo que debes hacer es vaciar en un documento todas las ideas que tengas; proyecta cómo sería tu negocio, a qué se dedicaría o cuál sería la ventaja competitiva frente a emprendimientos que ya existen. 

    Definición de modelo de negocios

    Es muy importante definir la manera en que tu emprendimiento va a ganar dinero. A esto se refiere el modelo de negocios, es una de las bases que te ayudarán a crear el plan para comercializar tu producto o servicio. 

    Lee nuestro artículo sobre cómo empezar un negocio y conoce los distintos tipos de modelos de negocios que existen. 

    Creación y validación de prototipo

    Antes de invertir todo tu dinero en tu emprendimiento, es recomendable que desarrolles un prototipo de tu idea en el que inviertas la menor cantidad de dinero posible. 

    Debes  contar con un producto o servicio funcional así no sea la versión definitiva, a fin de darlo a conocer a tus potenciales clientes para que puedan revisarlo, darte sus comentarios, explicar si es viable o no, y compartirte sugerencias de posibles mejoras. Luego de esta fase es posible mostrárselo a inversionistas que estén interesados, con el objetivo de potenciarlo aún más. 

    Todo esto te permitirá tener una solución muy avanzada y lista para ser lanzada en tu mercado objetivo.  

    Planeación financiera

    Realiza los cálculos necesarios para conocer el costo estimado que deberás invertir para crear tu emprendimiento. 

    Considera los pagos de servicios básicos, empleados, permisos para operar, publicidad y todo lo necesario para poner en marcha tu proyecto. Toma en cuenta hasta los aspectos mínimos y no dejes por fuera ningún gasto o costo. 

    Identificar el capital necesario para la financiación de tu emprendimiento es clave, con esto sabrás si puedes cubrirlo con recursos propios o si requerirás de algún tipo de financiamiento externo, como un préstamo bancario.

    Cumple con los permisos necesarios

    Dependiendo de la naturaleza de tu emprendimiento es posible que requieras de distintos permisos para operar. Consulta a las entidades correspondientes en tu país, ellos te proporcionarán todos los requisitos que deberás cumplir.

    Esto es importante para evitar multas o cualquier tipo de infracción que pueda afectar a tu emprendimiento.  

    Implementación

    La implementación es cuando tu emprendimiento sale oficialmente al mercado. Es el momento en el que comprobarás si efectivamente es capaz de resolver las problemáticas por las que fue originado. 

    Esta etapa requerirá de trabajo y aprendizaje constante. Presta atención a lo que opinan tus clientes, conoce a tu competencia y encuentra maneras de mejorar continuamente.

    Indicadores de éxito de un emprendimiento 

    Para corroborar que un emprendimiento está operando de manera exitosa es recomendable analizar ciertos indicadores. Estos podrán darte una idea de cuál es su situación general, si debes enfocarte en mejorar algún aspecto en específico, o realizar una estrategia para continuar creciendo tu proyecto.

    De igual modo, los indicadores sirven para medir de manera cuantitativa y cualitativa el progreso de un emprendimiento. Por esta razón, considera los siguientes:

    • Ventas: es quizá el indicador más certero para saber si tu emprendimiento es exitoso. Las ventas deben ser suficientes para solventar todos los costos y gastos de tu proyecto. Si te sobra dinero después de pagar lo anterior, a esto se le conoce como utilidad, la cual también puede ser otro indicador de éxito. La utilidad es un indicador que demuestra la eficiencia que tiene un negocio, pues es la ganancia final por los servicios prestados o los productos vendidos. De igual manera, incrementar el nivel de ventas de manera periódica será una buena señal de que tu negocio está creciendo. Esto te permitirá contratar más personal o pensar en estrategias para expandir tu negocio.
    • Reconocimiento en el mercado: cuando las personas empiezan a identificar a tu emprendimiento significa que has creado algo importante; por esta razón, cuando en tu industria se mencione tu proyecto como referente, sabrás que estás alcanzado el éxito.  
    • Satisfacción del cliente: si las personas que utilizan tu producto o servicio te dan una retroalimentación positiva, tendrás más certeza de que estás haciendo las cosas correctamente. Desarrolla una vocación de servicio y busca la mejor valoración posible para tu emprendimiento. 

    Errores que hay que evitar al emprender 

    Cometer errores es común al emprender, lo importante es aprender de cada uno de ellos; pero tener una idea de cuáles son los comunes te ayudará a evitar los más críticos: 

    No validar la idea de negocio 

    El proceso de validación es uno de los más importantes, pues te permite entender si tu producto o servicio es útil para tus clientes. Asimismo, podrás averiguar si hay realmente un mercado dispuesto a comprar tu producto.  No olvides revisar la sección sobre este tema en las etapas del emprendimiento. 

    La retroalimentación que te da la etapa de validación es vital para desarrollar tu emprendimiento. Esto se debe a que te acerca a los usuarios y permites que interactúen con tu producto o servicio. Finalmente, también disminuye el riesgo, pues puedes probar tu idea a bajo costo. 

    No administrar tu capital

    Manejar tu dinero de manera correcta es vital para enfrentarte a los riesgos que emprender conlleva. Puede que la economía de tu país influya, que aparezca más competencia, o te enfrentes a fallas en la fabricación o prestación de tus servicios. 

    Contar con el capital suficiente para resolver estas u otras problemáticas será posible solo si administras bien tus finanzas.

    Revisa con frecuencia la situación económica de tu emprendimiento, solo así serás capaz de saber si es financieramente sustentable. 

    Trabajar de manera excesiva

    Emprender conlleva dedicación y mucho trabajo; sin embargo, es recomendable que crees un horario de trabajo y aproveches tu tiempo. Trabajar de manera excesiva puede conducirte a padecer un burnout, lo cual es un agotamiento mental y físico.

    Tu salud es muy importante para desarrollar tu proyecto, por lo tanto, cuida de ti y trabaja de forma inteligente para cumplir con tus tareas diarias.

    No tener socios o un equipo de trabajo

    Es posible emprender sin un equipo o sin socios; no obstante, realizar todas las actividades que involucran operar tu proyecto terminarán por agotarte.

    Lo recomendable es que te asocies con personas que tengan conocimientos que no tienes, esto te será de mucha utilidad, porque tu socio será capaz de cubrir tus puntos débiles. Por ejemplo, si eres muy bueno con la tecnología, pero se te dificulta el tema de los números (finanzas y contabilidad), un socio que sepa sobre estos aspectos será ideal para tu proyecto.

    Por otro lado, al iniciar puede que no cuentes con los recursos económicos suficientes para contratar a un equipo completo. Lo que debes hacer es elegir las actividades clave de tu negocio, estas son aquellas que son estrictamente necesarias para operar, y formar un equipo capaz de llevarla a cabo.

    No entender a tu cliente 

    Comprender cuáles son las necesidades de tu cliente va más allá de tu producto y servicio. Esto quiere decir que, también es importante considerar aspectos como la atención, rapidez de entrega, calidad y accesibilidad, dependiendo de cuál sea tu emprendimiento. Todas esas características que complementan a tu actividad. 

    Por esta razón, hay herramientas como encuestas o entrevistas que te serán muy útiles para acercarte a tus clientes y entender realmente qué aspectos están funcionando y cuáles debes mejorar.

    Recuerda que tu emprendimiento se enfoca en resolver una necesidad o problema, por lo tanto, es esencial que escuches a tus clientes.

    Consejos de finanzas para emprendedores

    Unas finanzas saludables son esenciales para un emprendimiento. De lo contrario, correrás el riesgo de que aunque tu idea sea buena pierdas tu inversión y sea muy difícil recuperarte económicamente. 

    Estos son algunos de los consejos que te ayudarán con tus finanzas: 

    • Detalla de manera precisa todos tus gastos y costos. No importa que pueda parecer un importe insignificante, considera absolutamente todo. Contar con una percepción real de cuánto estás gastando será de gran utilidad para entender el panorama financiero de tu emprendimiento. 
    • Consigue un buen contador para resolver los temas de impuestos. Recuerda que todo negocio debe de contribuir con cierta cantidad de dinero para la recaudación de impuestos; también ten presente cuánto tendrás que destinar a este apartado. 
    • Si estás considerando emprender a través de un financiamiento externo, es conveniente que realices una proyección financiera para saber si será posible pagar la deuda que planeas adquirir. Más adelante te ampliaré los detalles sobre este tema. 
    • Calcula el precio de tu producto. Para esto deberás considerar los materiales necesarios para fabricarlo o las herramientas para prestar tus servicios. Analiza también los precios que otros emprendimientos similares al tuyo ofrecen. Además, considera la utilidad necesaria para recuperar tu inversión. 
    • No olvides tu sueldo. Algunas personas emprendedoras cometen el error de no pagarse un sueldo y solventan sus gastos personales con el dinero que va generando su emprendimiento. Tendrás un mejor control si defines un sueldo de acuerdo a las actividades que realizas. 

    No hay duda de que las finanzas son un aspecto muy importante para saber cómo emprender. Estas son la clave para manejar tu dinero correctamente. 

    De igual manera, es esencial que cuides de tus finanzas personales, pues esto te dará la tranquilidad económica que necesitas para trabajar en tu proyecto. Por esta razón te invito a formar parte del Diplomado de Finanzas Personales Para no Financieros que tenemos en The Investor U, en él te enseñaré todas las herramientas que necesitas para controlar tu dinero.   

    Te aseguro que, aprender a manejar tu dinero inteligentemente, te permitirá crear planes para cumplir metas como emprender e invertir. Además, contarás con los conocimientos necesarios de finanzas básicas para emprendedores

    El emprendimiento como estrategia de inversión es una opción interesante a considerar al momento de buscar mejorar tus ingresos. Por esta razón, si consideras que se adapta a tus necesidades económicas y cuentas con el tiempo necesario para hacerlo, toma en cuenta esta opción para utilizar el capital que tengas disponible. 

    Preguntas clave: 

    ¿Qué es el bootstrapping?

    Este término en inglés se refiere a la creación de un emprendimiento con nada o poco capital. Se debe aprovechar cada uno de los recursos con los que se cuenta actualmente. Por ejemplo, si quieres iniciar un negocio y solo cuentas con una computadora, deberás encontrar la manera de desarrollar tu emprendimiento únicamente con ella. 

    Para implementar esta metodología se requiere de mucha creatividad. De igual manera, es una de las mejores maneras que existen para comenzar, pues el riesgo es muy bajo al no invertir prácticamente nada de dinero. Te invito a leer nuestro artículo sobre diez maneras de ganar dinero sin invertir, ahí encontrarás una solución si no cuentas con mucho capital para emprender

    ¿Qué es el financiamiento externo?

    El financiamiento externo es una herramienta que te permite acceder a capital económico gracias a un préstamo. Puedes obtenerlo por medio de bancos, casas de empeño u otras instituciones financieras. El objetivo es utilizar ese dinero para desarrollar tu emprendimiento.

    Recuerda que al aceptar un préstamo te comprometes a devolver el dinero de acuerdo a las condiciones pactadas. Lee nuestro artículo sobre manejo de deudas y conoce los cinco pasos claves a seguir.

    ¿Cuál es la clave para emprender con éxito?

    Resulta más correcto decir que hay más de una clave para emprender con éxito

    En primer lugar, debes producir un producto o servicio de calidad; de igual modo, enfocarte en satisfacer las necesidades de tu cliente, desarrollar unas finanzas saludables en tu negocio y encontrar maneras de crecer continuamente. Ser innovador y aprovechar el uso de la tecnología para mejorar tus procesos. 

    Asimismo, debes encontrar un producto, servicio o un problema que te apasiona; de esta manera la motivación te empujará a trabajar con entusiasmo cada día. 

    Más allá del dinero y otras características, encontrar ese motor que te conduzca a servirle a los demás a través de tu emprendimiento te conducirá al éxito. 

    ¿Cuál emprendimiento es mejor?

    No existe una respuesta que defina cuál es el mejor emprendimiento. Esto dependerá de varios factores: tipos de mercado, problemática que resuelve, tamaño del mercado, o nivel de ingresos, por mencionar algunos. 

    También considera tus intenciones y objetivos al emprender, esto quiere decir que, en términos de tamaño, quizá se acople más a ti un emprendimiento escalable. En caso de que prefieras trabajar sin la necesidad de quedarte en un solo sitio, prueba con un emprendimiento digital. El mejor emprendimiento es el que mejor se ajusta a tus necesidades, metas y pasiones. 

    ¿Cuándo un emprendimiento se convierte en empresa?

    Un emprendimiento pasa a ser una empresa una vez que se constituye legalmente. 

    Este proceso depende de cada país y comúnmente consiste en el registro ante las entidades correspondientes con el fin de obtener los permisos necesarios para operar; asimismo, se define legalmente quiénes son los socios y los porcentajes de participación de cada uno. 

    ¿Cómo emprender un negocio digital? 

    Un negocio digital se caracteriza por vender bienes no tangibles. Es decir que, no son bienes físicos que puedas tocar. Una de las grandes ventajas que tienen es que puedes operar desde cualquier parte y enfocarte en un mercado más grande, pues prácticamente cualquier persona con acceso a internet puede adquirir tus productos o servicios. 

    Para saber cómo crear un emprendimiento digital necesitas considerar estos tres aspectos:

    Desarrolla un servicio o producto digital

    Existe una gran variedad de productos digitales. Los más conocidos son los libros electrónicos, fotografías, videos o cursos. Con relación a los servicios, los más comunes son agencias de publicidad o mercadotecnia, o negocios de consultoría fiscal, contable, legal o financiera.

    Enfócate en aquello en lo que tengas experiencia y se acople a tus habilidades.   

    Crea una tienda electrónica 

    Una tienda electrónica también es conocida como e-commerce y es la representación digital de tu negocio. Para poderla crear necesitarás usar una plataforma como Shopify o WooCommerce. Considera que algunas plataformas cobran cuotas mensuales, por lo tanto, compara los precios y los servicios adicionales que te ofrecen. 

    Un negocio digital se establece en una plataforma en línea, medio por el cual tus clientes podrán contratar tus servicios o adquirir tus productos. 

    Date a conocer en redes sociales 

    Las redes sociales son herramientas muy útiles para dar a conocer tu negocio. 

    Según cifras de Statista, hasta enero de 2022 Facebook contaba con 2.500 millones de usuarios activos al mes, mientras que Instagram tiene 1.47 mil millones de usuarios activos diariamente, según un informe publicado por Hootsuite en marzo de 2022

    Básicamente, ambas redes sociales te dan la posibilidad de llegar a millones de personas, las cuales pueden conocer tu producto o servicio, comprarlo, o recomendarlo con quienes podrían estar interesados. 

    Al ser plataformas gratuitas, no necesitas pagar para abrir un perfil para tu emprendimiento, desde el cual podrás interactuar con tus clientes.

    Además, dentro de Facebook podrás encontrar espacios como el marketplace para vender tus productos. Por otro lado, Instagram permite hacer tu tienda y vender a través de la aplicación.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *