Saltar al contenido

¿Por qué deberías contar con un fondo de emergencia? Descubre cómo hacer uno

    Cómo hacer un fondo de emergencia

    Todos estamos expuestos a contratiempos de cualquier tipo: desempleo, accidentes o reparaciones inesperadas. Y la mejor solución para hacerles frente es contar con un fondo de emergencia

    Este tipo de herramientas financieras es una de las mejores opciones para proteger tu patrimonio, tu salud, tu bienestar y el de tus seres queridos. Por esta razón, en The Investor U vamos a enseñarte todo lo que necesitas saber para desarrollar uno. 

    Sigue leyendo y conoce qué es un fondo de emergencia, para qué sirve y cómo hacer el tuyo para que estés listo ante cualquier eventualidad. 

    ¿Qué es un fondo de emergencia? 

    Un fondo de emergencia es una cantidad de dinero acumulada y reservada específicamente para hacerle frente a emergencias financieras o gastos inesperados. Entre los más comunes son los gastos médicos ocasionados por un accidente, la reparación de un auto, una descompostura en casa o la pérdida de un empleo. 

    Este colchón financiero te ayuda a anticipar y absorber cualquier riesgo económico que se pueda presentar y amenazar tu bienestar. 

    Si bien se suele considerar que este tipo de fondo solo se usa para casos extraordinarios, la realidad es que puedes usarlo para cualquier tipo de gasto inesperado.  

    ¿Para qué sirve un fondo de emergencia? 

    Un fondo de emergencia sirve para contar con un respaldo financiero en caso de alguna eventualidad, con el fin de no utilizar créditos o recurrir a vender parte de tu capital para enfrentar el gasto inesperado. 

    No hay forma de predecir algún accidente; sin embargo, existen maneras de desarrollar un plan para hacerle frente a los posibles gastos relacionados. De esta manera, tus finanzas serán más fuertes y no se desestabilizará tu economía. 

    Por lo tanto, es dinero de emergencia que sirve para protegerte, para cuidar de tu familia, para resguardar tu capital y cubrir a tus finanzas personales ante los gastos impredecibles. 

    ¿Cómo hacer un fondo de emergencia?

    Para hacer un fondo de emergencia debes seguir pasos similares a los que se hacen al ahorrar dinero. Fundamentalmente, ambas herramientas se crean a partir de una acumulación de capital; no obstante, existen ciertas diferencias entre ambas. Más adelante en este artículo podrás encontrar cuáles son. 

    A continuación encontrarás los cinco pasos a seguir para crear un fondo de emergencia

    Establece una meta

    Para comenzar tienes que tener una meta clara, la cual debe estar compuesta por la cantidad de dinero que vas a juntar y el tiempo que tardarás en hacerlo. La cantidad que planees acumular para tu fondo de emergencia tiene que ser realista y alcanzable. De igual manera, establece un periodo que seas capaz de cumplir. 

    Para realizar esta parte es necesario que conozcas tu situación financiera actual, lee nuestra guía de finanzas personales para que aprendas qué debes controlar y manejar correctamente tu dinero. 

    Crea un presupuesto

    Un presupuesto es una herramienta muy útil para distribuir ingresos y gastos. Lo que debes hacer es registrar cuál es la cantidad de ingreso que recibes mensualmente y distribuirla entre los tipos de gastos que efectúas.  De esta forma, podrás identificar cuánto hay que ahorrar al mes para crear tu fondo de emergencia.

    Reduce tus gastos

    Recuerda que un fondo de emergencia debe ser una de tus prioridades financieras, pues te sacará de apuros. Por lo tanto, si te das cuenta de que te queda muy poco dinero después de pagar tus gastos mensuales, tendrás que aplicar estrategias para controlarlos y reducirlos.  

    Debes ser consciente y crítico con tus gastos, esto te servirá para identificar cuáles son realmente indispensables y cuáles no. Asimismo, podrás aplicar métodos para reducir los que actualmente son muy elevados. 

    Crea una cuenta de ahorro

    Hay algunos bancos que te otorgan beneficios por hacer una cuenta de ahorro en sus instituciones. Debes analizar las opciones disponibles en tu país y conocer las ventajas que cada banco ofrece. 

    Asimismo, considera que generar un fondo de emergencia implica que puedas disponer de ese dinero con facilidad. Cualquier eventualidad requerirá de una respuesta rápida, por lo tanto, el método de ahorro que utilices para acumular tu fondo tiene que contar con todas las facilidades necesarias. Además de, contar con mecanismos de protección para cuidar tu dinero. 

    Reconoce tus logros

    Finalmente, define pequeñas metas dentro de tu objetivo principal. Esto hará que tengas una sensación de progreso más clara y que puedas motivarte más para lograr hacer tu fondo de emergencia. 

    Otro punto importante, adicional a lo que te conté, es el aspecto de manejar tu deuda de manera responsable. Conoce y aplica nuestros cinco pasos clave para mejorar tu tranquilidad financiera. 

    Diferencia entre ahorro y fondo de emergencia 

    La diferencia principal entre el ahorro y el fondo de emergencia es el uso del dinero que se le dará al capital acumulador. El fondo de emergencia, como te he contado, se usa para enfrentar eventualidades financieras; mientras que ahorrar puede hacerse para cumplir una meta personal, económica o para invertir

    La siguiente tabla muestra sus diferencias principales: 

    Diferencia entre ahorros y fondo de emergencia

    Los fondos de emergencia son herramientas de gran utilidad, otorgan tranquilidad y respaldo ante la adversidad. Recuerda que para crear uno es muy importante que cuentes con unas finanzas personales sanas. Forma parte del diplomado que tenemos en The Investor U en el que te damos todas las herramientas que necesitas para controlar tu dinero y alcanzar tus objetivos financieros.

    Preguntas clave

    ¿Dónde guardar el fondo de emergencia?

    Los lugares más comunes para guardar un fondo de emergencia son: 

    • Cuenta de ahorro.
    • Tarjeta de débito.
    • Efectivo. 

    En el caso de las cuentas de ahorro y tarjetas de débito, analiza las opciones disponibles en tu país. Además, pregunta sobre los beneficios disponibles y sobre posibles restricciones que existan para disponer de tu dinero. 

    Recuerda que un fondo de emergencia debe estar disponible para usarse lo más rápido posible en caso de ser necesario. 

    Sobre el efectivo, sé muy cuidadoso si eliges esta opción y busca un lugar seguro para guardarlo. 

    La decisión sobre dónde guardar tu dinero dependerá totalmente de tus necesidades y de lo que consideres sea la mejor opción para ti. 

    ¿Cuánto debo ahorrar para un fondo de emergencia?

    No hay una cifra exacta para definir cuánto debes ahorrar. Esto se debe a que para crear un fondo de emergencia es necesario que consideres tus necesidades financieras. 

    Asimismo, te será de mucha ayuda tomar en cuenta algún gasto imprevisto que te haya sucedido anteriormente. Ese antecedente te dará una idea de qué tan costosas suelen ser algunas emergencias. 

    Por otro lado, la recomendación general es que acumules lo necesario para cubrir los gastos fijos y variables por un periodo de tres a seis meses. El propósito es que puedas seguir manteniendo tu nivel de vida por ese tiempo y que seas capaz de encontrar una solución a tu problema. 

    ¿Cuándo está bien tomar dinero de los ahorros de emergencia?

    Para saber cuál es el momento exacto para tomar tu dinero tendrás que establecer ciertas reglas. Eso te será útil, pues cualquier gasto inesperado que se te presente no necesariamente significa que sea una emergencia. Por esta razón, define emergencias importantes a las que puedas estar expuesto y enfócate en utilizar tu dinero cuando suceda. 

    No obstante, la única persona que puede definir cuándo disponer de ese fondo de emergencia serás tú. Sé lo más crítico posible y úsalo según tus necesidades. Recuerda priorizar tu salud y el bienestar de tu familia.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.